amores forzados y chafas

viernes, 19 de febrero de 2010

una vez escuché o leí por ahí que para escribir bien no hay que encariñarse con las ideas. o sea que, por más que nos guste una idea, si no sale no sale. y forzada, pues sí sale, pero forzada y chafa.
pasa con todo.
pasa con las parejas. de vez en cuando pasa que a alguna despistada o despistado se le ocurre la idea de que alguien es maravilloso. o maravillosa.
y trabaja la idea imaginándose junto a ese alguien supuestamente maravilloso, construyéndole un altarcito (o altarzote, dependiendo de estaturas, pesos y habilidades de cada caso), inventándole cualidades, justificando y soslayando defectos o incompatibilidades.
y mientras más pasa el tiempo más se engrana porque ya es mucho tiempo invertido en esa idea, o porque le da hueva buscarse otra, o porque ya le compró anillo de compromiso a la medida, o por lo que sea.
y si finalmente la idea se materializa, aquella o aquel despistado la estira para que "le quede", aunque en realidad esa idea materializada, ese dizque amor forzado, artificial, le queda como uno de esos suéteres que luego ni tapan el frío y además la hacen a una lucir gorda, aunque ni esté tan de mal ver.
y mientras más tiempo pasa así, más cariño se le agarra al suéter feo. y más difícil es soltarlo.

con suerte algún suceso, algún espejo o alguna vulgar epifanía conseguirán que el despistado o la despistada se dé cuenta de que el suéter se le ve horrendo y además se le mete el frío por ahí; de que con el tiempo y las lavadas ya se llenó de bolitas (y no de las divertidas), tiene agujeros por todos lados (and not in a good way) y sencillamente no funciona.

entonces, quedamos que con suerte, se desprenderá de la idea (o ideo), que quién sabe a qué hora se volvió novia (o novio), que quién sabe a qué hora se convirtió en suéter... o suétera.

y a empezar otra vez (o no).

digo, me han contado.

y en otro orden de ideas, se vende suéter ligeramente usado, talla s... o se cambia por uno talla m, o chamarra de piel.

gracias.

9 comentarios:

Bull dijo...

Oh! Idealizacion, maldita idealizacion. Yo creo que lo bonito es cuando sigue el gusto, despues de que ya descubriste sus defectos y aceptaste sus fallas.



ge zeta dijo...

Creo que es la mejor analogía con respecto a eso que he escuchado.

Muy bueno. Saludos.



Aldo dijo...

de la moda lo que te acomoda, jajajajaja, tienes mucha razón, creo que muchos pasamos por eso, y somos tercos, necios, y obsesivos, te mando un abrazo



Rodrigo dijo...

Ammm bastante certero...Supongo que a veces es el miedo a la soledad, que hace que aunque seas talla XL quieras entrar en un sweater S...

Sin embargo, creo que el verdadero amor(no el enamoramiento) empieza cuando ves a ese alguien como en realidad es, con defectos, con virtudes como a todos. Eso es lo lindo descubrir que más allá de un buen cuerpo, una buena plática, un buen amante hay un ser humano con claroscuros. Empieza a ser real la relación.



Sophie Kriger dijo...

yo digo queee... "hayquir" a una Boutique! B-) seguro que nos encontramos algo lindo pa usté, like un saquito nuevito y a la moda chingón pa salir a pasiiiar y presumirlo a la amigas... ehh ehh! qué dices?



nerdest dijo...

y aunque lo mandes a la lavanderìa, tintorerìa, etc, y aunque lo cosas, siempre se vera feito u_u

siempre quedaràn las marcas de los rompimientos, de las batallas, de los maltratos

snif



CiN dijo...

jajaja... y no me río porque no sea cierto. sino porque siempre hago lo mismo!!! (is it a common reaction?) y en definitivo ya me declaré lectora-fan-enamorada-de-usté... graciaas por tan buenos temas de reflexión de los viernes...



Cinica dijo...

Jajaja... Eso es Verdad! xD
(forzada y chafa)



Strawberrythm dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.