Cualquier parecido con la realidad es mera coincidencia

lunes, 29 de junio de 2009

Se despertó por el horrible dolor de estómago, se destapó y se levantó de la cama. Sus jeans yacían en el suelo llenos de una sustancia blanca que parecía ser semen.

"No vuelvo a tomar con extraños" pensó

"o con heterosexuales" se dijo a si misma con una sonrisita


Sintió el frío de la mañana azotandole en el rostro, y en el cuerpo, y en alma. No se había dado cuenta de cuánto frío tenía porque no sentía su cuerpo antes de despertar, se había sumido en el profundo sueño, aquel que todos los que alguna vez han perdido la consciencia debido al alcohol, conocen. Buscó con la mirada sus cigarros y su entorno estaba borroso, "Mis lentes.. dónde estan mis lentes?". Se sintió ansiosa y se rascó la cabeza con la mano. Notó que tenía algun tipo de hoja de un árbol y otras cosas.
Sacó su célular de la bolsa de sus jeans tirados (agradecida de aún tenerlo), vió su lista de llamadas para checar los daños que su ebriedad había hecho, tenía 3 números registrados en llamadas que ella no recordaba haber hecho, y esos numeros, eran de las 3 personas que más odiaba: su ex novia, su jefe y su madre. Trató de acordarse de esas llamadas, pero checando la hora de éstas se dió cuenta que estaban hechas en un lapso de tiempo del cual no recordaba nada. Y se preguntó si todavía tendría empleo. O si todavía sería recibida en casa de su familia.


Llamó a su mejor amigo para preguntarle por sus anteojos perdidos:


-Hey, no dejé mis lentes ahí anoche?
-Cuando llegaste ya no los traías..
-No pues ni pedo, gracias wey, platicamos después
-Feliz navidad!
-Igual

Y colgó.

Llegó al baño y empezó a vomitar una sustancia entre café y amarilla, hasta que empezó a vomitar sangre y pensó en lo jodida que ya estaba. Se vió al espejo y tenía unas ojeras en forma de hoyitos negros, los labios partidos por el frío y la nariz roja de tanta coca que se había metido la noche previa. Su nariz comenzó a sangrar también.

Se metió a bañar, el agua estaba helada, pero sirvió para reaccionar un poquito, cerró la llave y abrió la de el agua caliente, ésta en cambio, estaba tan caliente que le quemaba el cuerpo, se quedó bajo la regadera hirviendo un rato: su pecho, brazos, piernas y cara estaban rojos por el impacto con el agua, y ella estaba con los ojos cerrados.

Salió del baño y se vistió. No supo si la ropa que se había puesto estaba del todo limpia.
Se puso los zapatos y se dió cuenta que estos tenían lodo, y algo que parecía ser sangre.


-Por Dios, sangro por la boca, por la nariz, y hasta por los zapatos.-pensó


Fue a su carro para buscar sus cigarros y se dió cuenta que el tsuru año '94, tenía un nuevo raspón en la puerta del copiloto, y que un asiento de atras estaba orinado por quién sabe quién. Y no encontró sus cigarros, pero encontró una botella de smirnoff a la que todavía le quedaba 1/4.

-Odio el vodka. -dijo después de tomarse un trago y haciendo cara de asco

Volvió a meterse a su casa, y se quedo tirada en el sillon de la sala, no prendió la computadora, ni para escuchar musica, ni paara entrar a twitter, facebook o alguna otra red social que llenaba sus vacías noches.


Conocía tanta gente y estaba completamente sola, en ese día que era tan supuestamente importante: Navidad. Y ni siquiera le importaba el día, porque siempre estaba sola, a todo minuto y a toda hora. Ya no tenía amigos, y sin embargo, salía como cinco veces por semana, con gente distinta: extraños, compañeros de la escuela, del trabajo.
En cada fiesta, hacía algo que lamentaba al siguiente día y la seguían invitando. No sabía que significaba eso.
Tenía tantos problemas de salud como de dinero, y tantos problemas emocionales, como mentales.

Su refrigerador estaba lleno de cerveza; tenía un ziploc con algo de cocaína en su mesita de noche, y media tacha en la batería de su celular que era su superescondite, y toda una vida por delante para seguir de fiesta y seguir chingandose el cuerpo poco a poco; cogiendo con desconocidas... y desconocidos, jurandole a su jefe que ya no llegaría tan tarde y a su rentero que le pagaría a tiempo.


No amaba a nadie, y nadie la amaba a ella. No era feliz. No era infeliz. Dentro de sus actividades diarias, su vida era soportable, pero sin sentido. En un eterno estado de antipatía.
Su existencia no tenía objeto, no tenía sentido. A veces quería renunciar a todo, a veces quería rendirse, retirarse, y cuando sus conocidos la invitaban a fiestas, decir que no, que no podía, que tenía un compromiso, para no terminar estúpida y tirada en un charco de suciedad, cuando la fiesta acabara. Pero no podía hacerlo, cedía, no aguantaba, era una sensación asfixiante.

Y entonces, suena el teléfono.

-... una fiesta? Yo llevo vodka, me quedó un poco de ayer.



14 comentarios:

Subversiva dijo...

Me caes re bien cuando escribes bien, bonito y así y no cuento copy-pasteas tus conversaciones de msn

Ves como si tienes un lado rescatable?

Saludos



Suiit dijo...

loveyou!



Brryanda dijo...

A mi me caes bien de todas las formas xD y creo que en general tienes muchas facetas, eres divertida y seria, madura cuando tienes que serlo.... y bueno
este ya lo había leído hace tiempo...

No lo relacioné con nada eh! 8-)
Jajajajaja


Está chido.


TE AMO



beeckiiee dijo...

me encantan tus post lo sabes vdd?
ya lo habia leiido i sabes lo qe pienso
asi q no es necesario comentar hahaha
tee qierooo



Abbita dijo...

recicladora



...Mejor pongo un seudónimo aquí dijo...

jajajaja algo como lo de abba iba a comentar... por que ya todos lo habian leido??? ^o)

maldita

yo no te amo

te odio

¬¬



eqiiz dijo...

wow buena historia, buenos post, eres cool y sigue asi te amo, bueno ok no tanto, pero si me caes bien ^^



dan ^^ dijo...

no mms tengo un parde amigas q son asi, buen post!



Xellif dijo...

yo no me di cuenta de que reciclastes jajaja, pero bueno yo iba a decir me suena autobiografico jajaja

yo si te amo pero no le digas a seudonima que se encela



nerdest dijo...

dejenme en paz, no tenía otra cosa que postear, por eso reciclo mis posts ¬¬



Pececita Voladora dijo...

hahaha! que aburrido laztima que no censuraron este blog



.Tato. dijo...

Es bueno que lo haya reciclado, proque yo no lo había leído :)
Me hubiese gustado que fuese más largo, o que tuviese continuación... en fin (=

¡Saludos!



ge zeta dijo...

Como que ya había leído esto antes... No?



Don Rul dijo...

Uy, buenísimo. Me encantó. Tiene momentos realmente memorables. Felicidades.